domingo, 5 de agosto de 2018

La Sierra de Guara


  La Sierra de Guara es una cadena montañosa situada al noreste de la ciudad de Huesca, extendiéndose de este a oeste entre los ríos Guatizalema y Alcanadre, entre la cordillera Pirenaica y el valle del Ebro.
  El punto más alto de la Sierra de Guara es el Tozal de Guara  (2.077 m), cuya altura contrasta con el río Alcanadre cuya altura pasando a su pie es de 430 m. Es la montaña secundaria más importante del Prepirineo aragonés.

Mascun Rodellar Sierra de Guara

En la parte oriental de la Sierra de Guara se encuentra el Parque natural de la Sierra y Cañones de Guara, de unas 47 453 ha además de una zona periférica de protección de otras 33 286 ha, siendo el espacio natural más grande de la comunidad.

Gracias a su geología, es un lugar ideal para prácticar escalada y barranquismo, y también btt, senderismo y observación de rapaces.

En el año 2013 el Parque obtuvo la distinción EDEN, que otorga la Comisión Europea, a uno de los mejores destinos turísticos «Turismo y la accesibilidad».



Geografía
6 ríos atraviesan la sierra, creando los característicos cañones: el Alcanadre, el Isuala, el Flumen, el Guatizalema, el Vero y el Mascún.
La naturaleza es de carácter cárstico, con abundantes dolinas, grutas, colinas, simas y cañones, además de los mallos y galerías subterráneas. Los suelos están formados por materiales calcáreos, de ahí que a los cañones erosionados por los ríos y torrentes se sumen otros modelados cársticos.
El clima, híbrido del atlántico y el mediterráneo, es perfecto para la realización de actividades en el medio natural, como el senderismobarranquismo (canyoning), escalada, vias-ferratas, btt y observación de aves.



Vegetación
El acusado desnivel y la sinuosidad del relieve, junto con la orientación noroeste-sudeste y la diversidad de suelos, proporciona una gran variedad en los recursos ecológicos y biológicos del Parque Natural.
Una de las características más notables de la vegetación es el contraste entre las vertientes norte y sur. En la vertiente Norte, el quejigar ocupa grandes extensiones, siguiéndolo en altura los pinares de pinosilvestre y bosquetes de hayas. A mayor altura encontramos al pino negro, acompañado por algunos pies de abetos. En la vertiente Sur, es el bosque mediterráneo por excelencia, el encinar, el predominante, junto al pino silvestre a mayor altitud. En todo el Parque Natural, el matorral es una de las formaciones vegetales más importantes, sobre todo de boj, erizón y, en menor medida, coscoja. Este matorral ha sido favorecido por los aprovechamientos tradicionales.
En las cumbres de la Sierra, la vegetación característica la conforman especies herbáceas, allí donde los canchales permiten su asentamiento, apareciendo flores de singular belleza como las verónicas o aquilegias.
También existen otro tipo de plantas endémicas del Parque Natural que son las llamadas "rupícolas".


.
Almendros Abiego Sierra de Guara


Fauna
Las escarpadas paredes rocosas facilitan la nidificación de numerosas especies de aves rupícolas, como el buitre leonado, fácil de identificar por su característico vuelo en círculos al ascender en las corrientes térmicas, junto al quebrantahuesos y al águila real.
Entre los mamíferos, destacan el jabalí, zorro, gato montés, tejones, lirones y la frecuente garduña.
Aquí vive el tritón pirenaico, también llamado guardafuentes, la leyenda dice que cuando desaparece, las fuentes se secan.


Buitre Abiego Sierra de Guara




Cultura
La presencia humana se percibe en Guara en los restos de arte rupestre y monumentos megalíticos.
La cueva de Chaves, en Bastarás, término municipal de Casbas de Huesca, albergaba unos de los yacimientos neolíticos más importantes de la península Ibérica antes de ser destruido.
Las labores agrícolas y ganaderas tradicionales han transformado el paisaje a lo largo del tiempo, quedando hoy muestras de estos usos en bordas, ermitas de fábrica medieval, caminos tradicionales, puentes y pasarelas. Son numerosos los topónimos de la zona que recuerdan algunas de estas actividades, como almunia, paules.
Existen pinturas rupestres del Paleolítico Superior en la Fuente del Trucho.
La presencia del hombre en la sierra no ha sido motivo de degradación, sino de mantenimiento de unos recursos que han perdurado hasta nuestros días en un estado de conservación tal, que ha merecido su declaración como Parque Natural.


Pintura rupestre Alquezar Sierra de Guara




Ocio y entretenimiento
El Parque Natural cuenta con varios senderos para la interpretación de los valores naturales y culturales.​ Cuenta con tres centros de interpretación​ que pertenecen a la Red Natural de Aragón:
Centro de interpretación de Arguis
Oficina de información de Santa Cilia de Panzano
Centro de interpretación de Bierge
Estos centros constituyen infraestructuras básicas para la interpretación y educación ambiental de la diversidad ecológica del Parque. Ofrecen servicios como la recepción de visitantes, información básica del Parque, exposiciones didácticas, proyecciones de audiovisuales, lugar de encuentro. Algunos de los programas de actividades que se desarrollan en estos centros son: atención al visitante, programa educativo y atención permanente.

Una de las actividades deportivas del Parque más conocidas es la práctica del barranquismo. Los cauces de los principales ríos, Vero, Mascún, Alcanadre sobre las rocas calcáreas y de conglomerado han moldeado un paisaje de barrancos, gorgas, o foces que atraen anualmente a numerosos visitantes, constituyendo el enclave un referente en toda Europa. Entre los cientos de barrancos​ destacan:
Barranco del Vero
Barranco de Mascún
Barranco de la Peonera
Barranco de Gorgas Negras







Muchas son las actividades que se pueden realizar y que combinan el deporte con el descanso y la tranquilidad. Hay muchas posibilidades de rutas para montañeros, ciclistas, senderistas o pequeñas rutas y caminos para hacer en familia, con los más pequeños del hogar.
También podrás disfrutar de un museo al aire libre que cuenta con unos 60 abrigos de pinturas rupestres, la manifestación artística más antigua que se conoce en Aragón, de distintos estilos prehistóricos como el paleolítico, esquemático o el levantino, 22000 años a. C. Principalmente se encuentran en la cuenca del río Vero, pero también podrás encontrarlas en la cueva del Trucho, en Muriego, en Mallata y en Chimiachas. Hay más información sobre ellas en el Centro de Interpretación del Arte Rupestre en la zona de Colongo.
El parque también cuenta con una red de 12 rutas propias de senderismo de distinta dificultad, todas ellas bien señalizadas e identificadas con la letra ‘S’, además de una infinidad de caminos de pequeño y gran recorrido. Las más destacadas son: la Fuente de Tamara, que transcurre hasta una piscina natural verde esmeralda, el senderismo acuático por Alquézar; y las pasarelas del río Vero.

Senderismo Alquezar Sierra de Guara


En cuanto al Patrimonio y la cultura que envuelven este enclave natural, es recomendable visitar el pueblo de Alquézar, una pequeña localidad de estilo medieval con un conjunto monumental espectacular declarado como Conjunto Histórico Artístico; el pueblo Rodellar, con unas impresionantes vistas hacia el barranco de Mascun; el pueblo de Bierge desde donde se puede acceder al conocido Gran Salto de agua del río Alcanadre y en el que muchas personas aprovechan para bañarse en sus aguas o realizar actividades multiaventura.

Piscinas naturales Sierra de Guara


______________________________________




La Casa de Anais es una acogedora casa de pueblo totalmente equipada para  8 personas situada en el casco antiguo de Abiego a la entrada de la Sierra de Guara.
 La Casa de Anais











Entradas más populares